La temporada de lluvias golpea duramente el sur del país. Huaicos, inundaciones y familias damnificadas, son algunos de sus efectos. A raíz de esta emergencia, el Gobierno nacional declaró en emergencia ocho distritos de las regiones de Cusco, Puno y Ayacucho. Medida regirá por 60 días.

El decreto publicado este jueves en el diario El Peruano comprende a los distritos de Pisac (Calca) y Santa Teresa (La Convención), en Cusco; así como los distritos de Asilo (Azángaro) y Macarí y Nuñoa (Melgar), en Puno.

En cuanto a la región Ayacucho, la medida alcanza a los distritos de Colta y Pausa, situados en la provincia de Páucar del Sara Sara.

La declaratoria contiene las rubricas del presidente Martin Vizcarra y el presidente del Consejo de Ministros, Vicente Zeballos. El dispositivo legal estipula que los gobiernos locales, regionales y entidades nacionales deberán coordinar acciones inmediatas para responder ante las emergencias suscitadas y rehabilitar las zonas afectadas.

En esta labor deberán colaborar los ministerios de Salud; de Educación; Vivienda, Construcción y Saneamiento; de Transportes y Comunicaciones; del Interior; de Defensa; de la Mujer y Poblaciones Vulnerables; de Trabajo y Promoción del Empleo; y de Energía y Minas.

DAÑOS
Como se recuerda, el distrito de Santa Teresa -ahora declarado en emergencia- soportó un aluvión seguido de un huaico que arrasó con todo a su paso. Tres pobladores desaparecieron y otras 4 perdieron la vida. A ello se suma, los cientos de viviendas inundadas y las familias afectadas por el desastre natural.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here